miércoles, 14 de octubre de 2009

Para tí extraño!



Hoy pensaba vida, recostada en los bosques de palacio, como es que la princesa de los sueños es, entre otras tantas cosas una niña mimada.

Padre, gracias... ¿de tus predilectas? como dudarlo... me enorgullezco y te lo agradezco. Terca y orgullosa, desconfiada incluso contigo y aun así estás conmigo.

Gracias es una palabra demasiado austera para lo que trato de trasmitir y sin embargo sirve igual que cualquier otra, quien sí no tú  comprendes.

Gracias por los caprichos cumplidos, por los consuelos dados y por los mimos de mis sueños, por sonreirme tiernamente cuando me equivoco y por mirarme con reprobación cuando me paso de la raya y sobre todo por estar conmigo cuando creo estar sola.

Siempre buscando sustitutos y hasta ahora me vengo a dar cuenta que el original siempre estuvo ahí... la eterna despistada!

Te amo papá!

5 comentarios:

mariajesusparadela dijo...

Precioso , princesa.
Siempre, siempre, el rey y la reina estarán ahí, cada uno a su manera.
Y yo, de otra forma, pero, ya la ves, siempre a tu lado. Pero, en este caso,las gracias las doy yo: es un placer leerte.

salvadorpliego dijo...

Precioso!!!! Una verdadera belleza. Te lo aplaudo.


Un fuerte abrazo.

Diario de nuestros pensamientos dijo...

q lindas palabras para un papa

Rick dijo...

Hola, he estado echándole un vistazo a tu blog y me ha gustado bastante así que quería proponerte un intercambio de enlaces. Yo también tengo un par de blogs, que quizá puedan interesarte, llamados El quimérico inquilino (personal, opinión, escritos literarios...) y Hotel Overlook (cine). Los puedes ver entrando en mi perfil. Si te parece bien la propuesta coméntamelo en el blog. Yo te enlazaría en los que me enlaces tú.

Un saludo.

fd dijo...

transmite paz, tan necesaria